Baberos

Los baberos, para una madre, son uno de los mejores inventos que existen si no quieren tirar durante todo el día la ropa a lavar. Para los bebés que empiezan a comer solitos, la hora de la comida se convierte en la hora de la experimentación y pueden acabar perdidos de comida.

Por ese motivo, no vale comprar cualquier babero, sino que lo mejor es buscar el que nos aporte más ventajas. Por lo tanto, optaremos por el que cubre más, el que se limpie más fácilmente y, si podemos escoger, mejor con bolsillo recogemigas, aunque la mayoría ya lo llevan.

Tipos de baberos

Baberos de silicona: Se usan mucho actualmente y son los más fáciles para limpiar, además de impermeables.

Baberos de tela: Son los de toda la vida, cómodos y atados al cuello. Pueden estar plastificados por detrás o no. En cualquier caso, requieren ser limpiados a mano o a la lavadora, lo que hace que tengas que tener de repuesto mientras se lavan y secan.

Baberos con bosillo: Pueden ser de tela o de silicona. Los de silicona, debido a la rigidez del material, el bolsillo se mantiene más abierto y, de esta forma, mejor recoge las migas.

Babero con mangas: Cubre más que los convencionales. Al llevar mangas, el niño puede comer y si pone el brazo en el plato, no se ensucia la ropa. La mayoría de estos son plastificados.

Sea del tipo que sea, lo que importa es que tenga una buena funcionalidad y no se ensucie la ropa.

En Chavalines.es ofrecemos baberos de silicona con bolsillo recogemigas. Trabajamos con las marcas Mundo Petit y Silikids.